La enseñanza y aprendizaje en línea ha venido para quedarse

Escrito por Mercedes Segura, Directora del Centro ¡Supérate! Hilasal.

Durante mi trayectoria profesional he podido constatar que el Programa ¡Supérate! influye con su cultura de transformación vía educación en estudiantes, sus familias, docentes y todo el personal involucrado en el proceso de formación de nuestros alumnos.

El año pasado no fue la excepción. El 2020 nos hizo un llamado a cambiar muchas formas tradicionales del proceso de enseñanza-aprendizaje y nos llevó a la inclusión de la enseñanza virtual. Esta nueva forma de trabajo nos ha dejado muchos aprendizajes, nos ha llamado a seguir innovando y a adaptarnos rápidamente a diferentes formas de enseñar y aprender. Ha retado a que nuestros docentes desarrollen nuevas habilidades para mantener siempre la calidad educativa que caracteriza a nuestro Programa. La enseñanza virtual ha permitido que los docentes prueben estrategias innovadoras, que busquen estrategias para mantener la participación y la motivación de los jóvenes. Además, esta modalidad virtual nos ha llevado a romper paradigmas y a comprender que a pesar de la distancia nos seguimos sintiendo cerca, que aún podemos llegar a los hogares de cada joven siempre tomando en cuenta su realidad, que sabemos es diferente para cada uno.

Uno de los logros más grandes de nuestro Programa durante esta virtualidad ha sido el uso de las plataformas digitales. Para todos ha sido un reto, pero hemos aprendido mucho y hemos notado los beneficios de ordenar, como Programa, el proceso de enseñanza-aprendizaje. Las plataformas que actualmente utilizamos (Microsoft Teams, Office 365 y Moodle) nos han ayudado a desarrollar otras habilidades en los jóvenes, nos han permitido la interacción más personalizada, actualización constante entre estudiantes – docentes y una de las más importantes la autonomía en el aprendizaje.

Cada docente ha utilizado la creatividad para motivar a los estudiantes, el uso de las plataformas ha promovido un espacio de colaboración profesional, apertura al cambio e innovación, flexibilidad orientada, resolución de problemas, planificación e investigación y por supuesto la mejora continua.

Nuestro Programa sigue avanzando, desarrollando cada vez más el potencial que cada uno de los jóvenes posee y alimentando esas ansias de aprender en pro de un mejor país, en crear ciudadanos con valores y aprendizaje de calidad. Todo esto es posible gracias al empeño y el rol de los docentes y personal que labora en cada uno de los Centros. Creemos que la educación transforma vidas ya que ha sido una realidad para muchos de nuestros graduados y para sus familias, sin dejar atrás el deseo de superación de cada uno de los jóvenes que es el motor para adaptarnos a seguir aprendiendo a pesar de las circunstancias.

¡Seguiremos caminando la milla extra y trabajando en equipo desde la virtualidad y semipresencialidad!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba